Noticias

Fallo dividido en el juicio al pastor adventista detenido en Togo

Share |
Fallo dividido en el juicio al pastor adventista detenido en Togo

El Juzgado de Apelaciones de Lomé dio a conocer esta mañana un fallo sobre cinco hombres que estuvieron detenidos durante casi 22 meses por cargos de conspiración para cometer homicidio. Los hombres estuvieron presos sobre la única base de la acusación de un hombre que es un "mentiroso patológico", según el examen psiquiátrico ordenado por la corte.

January 12, 2014 | Silver Spring, Maryland, Estados Unidos | ANN staff

En un fallo dividido, hoy se dio a conocer el veredicto de un juzgao de Lomé, Togo, que absuelve al pastor adventista Antonio Monteiro y sentencia a Bruno Amah, miembro de la Iglesia Adventista, a prisión perpetua, dijo uno de los abogados de la Iglesia Adventista. El fallo del Juzgado de Apelaciones de Lomé se produce casi 22 meses después de que los dos hombres y otras personas fueran detenidas en marzo de 2012 por cargos de conspiración para cometer homicidio.

En un caso que ha captado la atención de la denominación global, esos dos hombres, junto con otros tres, fueron detenidos hace casi dos años sin juicio previo y solo sobre la base de la acusación de un solo hombre que fue descrito como "mentiroso patológico" en un examen psiquiátrico ordenado por la corte. Ese hombre, Kpatcha Simliya, que también fue detenido, también fue condenado en el fallo de esta mañana y condenado a prisión perpetua.

Todd McFarland, asesor legal asociado de la sede central de la Iglesia Adventista mundial, que fue parte del equipo de la defensa en el juicio de esta semana, dijo que el fallo también incluyó a otros dos hombres, Beteynam Raphael Kpiki Sama, que fue condenado y sentenciado a 25 años en prisión además de ser multado con 10 millones de francos CFA (20.800 dólares) y Idrissou Moumouni, que fue absuelto.

La saga de casi dos años ha sido seguido por millones de adventistas, que han llevado a cabo vigilias internacionales de oración, lanzado campañas de medios sociales, patrocinado iniciativas de escritura de cartas a los funcionarios de gobierno y diplomáticos, organizado conferencias de prensa y dirigido la recolección de firmas donde se peticionó la liberación de los hombres.

"Tenemos sentimientos encontrados sobre la decisión de la corte", dijo John Graz, director de Relaciones Públicas y Libertad Religiosa de la Iglesia Adventista mundial. "La absolución del pastor Monteiro es una buena noticia, y nos sentimos felices por él y su familia. Nos sentimos muy sorprendidos y tristes por la condena de Amah".

Monteiro, que es originario de la nación insular de Cabo Verde, ha estado sirviendo como misionero en Togo desde 2009 como director de Ministerios de Familia de la Unión Misión de Sahel, con sede en Lomé.

Los arrestos y las detenciones se produjeron después de una serie de homicidios en septiembre de 2011.

Según la fuente periodística o policial, más de una decena de cuerpos de mujeres de entre 12 a 36 años fueron encontrados en el suburbio norte de Lomé conocido como Agoué. Los cuerpos tenían heridas de arma blanca, y algunos de sus órganos sexuales habían sido removidos. En las ceremonias de vudú se suelen usar sangre y partes de animales, y el vudú es ampliamente practicado en el país.

Cuando no se produjeron arrestos, la gente exigió justicia por los asesinatos, explicaron los líderes de la iglesia.

Simliya apareció más tarde en la televisión, rodeado por policías, y allí contó que la serie de homicidios había sido organizada por él. Entonces comenzó a nombrar cómplices que recogieron la sangre y los órganos. Pero gran parte de su versión resultó improbable, incluido el número de víctimas y los métodos usados, según el examinador médico de Simliya.

"Cualquier persona informada y razonable tendría dudas respecto de esta increíble efusión or la factibilidad de sus delitos o supuestos crímenes", expresó el informe siquiátrico ordenado por la corte el pasado 9 de septiembre de 2012, que fue visto por ANN.

Simliya se retractó más tarde de su acusación, afirmando que había sido golpeado por la policía y forzado a dar nombres de gente que supuestamente él sabía que eran también conspiradores en una red de tráfico de sangre, según el examen siquiátrico.

Aun así, su testimonio (la única evidencia del caso) fue suficiente para las condenas en el fallo del día de la fecha. El jurado que elaboró el fallo estuvo compuesto por tres jueces y otras seis personas, dijo McFarland.

La decisión de esta mañana fue dada a conocer a las 5.00, dijo McFarland. El juicio comenzó el viernes 10 de enero a las 8.45 de la mañana, y se extendió hasta las 3.30 del sábado. La corte volvió a reunirse a las 11.45 del sábado, y los argumentos finales se produjeron a las 23.30 de esa noche.

McFarland dijo que Monteiro y Moumouni, los dos detenidos absueltos, serían liberados a partir del lunes.

Regrese a la lista